Después de varios  días de subida, el Euríbor vuelve a romper su piso

El índice Euríbor, que es el que condiciona y tiene a maltraer a varios millones de personas endeudadas, tuvo en los últimos días cinco jornadas consecutivas de leves pero constantes subidas.
El Euríbor venía cayendo desde octubre del año pasado, cuando superaba con holgura el 5%.

Más allá de los pocos días que quedan para conocer los datos definitivos del mes, el dato que circula es que cerrará mayo en alrededor del 1,64%, que se constituye en el mínimo valor en los más de 10 años que tiene de historia este hoy famoso indicador hipotecario.

Esta caída en el índice va a marcar otro récord, ya que en la práctica va a significar un ahorro que puede llegar hasta el 45% para aquellos tomadores de hipotecas a tasa variable y muy largos plazos de amortización, cuando llegue el momento de actualizarlas a valores de mayo.

Si los plazos de amortización son menores, en el orden de 25 años, el ahorro será algo menor pero igualmente significativo, ya que oscilará en el 30%.

Para simplificar la situación con un ejemplo concreto, una familia que tenga una deuda bancaria de 150.000 euros, con una caída del 0,5% en el Euríbor tendrá que pagar 275 euros mensuales menos por mes, lo que redundará en un ahorro anual de nada menos que 3.300 euros.

Pero todas estas posibilidades de reducción de gastos propias de épocas de total incertidumbre económica y financiera no podrán ser usufructuadas por todos, ya que tiempo atrás nadie en su sano juicio creía que el Euríbor pudiese caer tanto, y entonces lo usual era acordar un tipo mínimo con la entidad financiera que daba el préstamo.
Tampoco podrán utilizar estos beneficios quienes tomen préstamos nuevos.

Los expertos en cuestiones crediticias consideran que si el Banco Central Europeo fija los tipos de interés en alrededor del 1%, el Euríbor tenderá a estabilizarse en aproximadamente el 1,5%, de acuerdo a estimaciones de Pablo Guijarro, que pertenece a Analistas Financieros Internacionales (AFI).

Los que todavía tienen por delante el momento de renegociar su hipoteca están muy interesados en saber si el leve repunte del Euríbor continuará o no, porque esto influirá directamente en sus economías hogareñas, ya demasiado golpeadas por la crisis global que está causando muy serios problemas en España.

“Las facilidades del crédito están aumentando, los datos sugieren que la caída en las hipotecas se está moderando, es probable que estemos al final de lo peor”, afirmó hace poco la Ministra de Vivienda Beatriz Corredor.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies