Se producen roces y  problemas por el control de Caja Madrid

El Partido Popular español, con la inclusión del sector de Esperanza Aguirre, la presidenta de la comunidad de Madrid y Alberto Ruiz-Gallardón, alcalde de la ciudad, anunció hace muy pocos días un pacto para controlar la Caja Madrid, junto con IU, un sector de CC OO, la Confederación de Cuadros y la Unión Independiente de Impositores.

Son en total 15 de los 21 consejeros, y han quedado afuera el PSOE, la Unión de Madrid de CC OO y la UGT.

La ministra de economía española, Elena Salgado, criticó el hecho de que el PP pida que no haya interferencias políticas en las cajas de ahorros en estas épocas de crisis global, pues consideró que esta situación tal como se plantea es inaceptable.

Las declaraciones de Salgado fueron en respuesta al pedido que le realizó en el Congreso el diputado del PP Álvaro Nadal, pidiéndole la salida de los cargos que habían resultado electos para el gobierno de las Cajas.

Ante lo que consideran un grave hecho para la estabilidad laboral de los españoles y su futuro económico, portavoces del PSOE en la Asamblea de Madrid aseguraron que no tienen pensado adherir al pacto, ya que lo consideran una grave irresponsabilidad de Aguirre, al haber arribado a un acuerdo que consideran excluyente.

También el Alcalde de Madrid, al igual que otras muchas personalidades, dijeron estar muy interesadas en conseguir un consenso lo más amplio posible que no excluya a ningún sector, para bien de la Caja al poder así garantizar su estabilidad en estos tiempos inciertos.

Ruiz-Gallardón consideró que solamente con la participación de todas las fuerzas y sectores, Caja Madrid podrá salir delante de manera satisfactoria.

Lo concreto es que las discrepancias en torno al manejo de Caja Madrid son muchas y muy variadas, y los distintos sectores involucrados no logran ponerse de acuerdo en puntos que son considerados básicos.

El grupo socialista en la Asamblea de Madrid hizo saber a través de Soledad Alcaide que las correcciones que propone a la Ley de Cajas, serán debatidas en pleno el próximo 18 de Junio, agregando así más incertidumbre a la situación.

Pretende así solucionar lo referente a las entidades representativas, que con la entrada de la Cámara de Comercio propuesta por el PP rompe la igualdad de representación entre sindicatos y empresas, aumentando el poder de decisión de estas últimas en los asuntos referentes a la Caja.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies