El gobierno de Guatemala ya emitió 327 millones de dólares en bonos para aliviar la crisis económica global

Con la razón casi exclusiva de ayudar a paliar los efectos negativos que sobre su economía está generando la crisis económica global, el gobierno de Guatemala ya adjudicó, desde que se pusieron a la venta a principios de setiembre, la suma de 327,12 millones de dólares en bonos del Tesoro guatemalteco.

A los efectos ya conocidos de la crisis, que no difieren mucho en los distintos países de la región, se suma en Guatemala la crisis alimentaria que padece desde hace bastante tiempo, complicando todavía más el panorama global.

Estos bonos que se pusieron a la venta provienen de una partida que el Congreso guatemalteco aprobó en agosto pasado al gobierno para ayudar a mantener más o menos a flote las finanzas públicas, muy castigadas por la crisis originada en los Estados Unidos hace ya bastante más de un año.

Según datos del Ministerio de Finanzas Públicas, la venta realizada desde el 2 de setiembre cubre ya el 91% de los fondos autorizados por el Congreso en agosto, por lo que no habría que descartar una ampliación en el corto plazo de la cantidad de bonos emitidos.

Tal como se viene desarrollando la venta de bonos, el 54% fue adquirido por inversores privados y el 46% restante por entidades del sector público.

Los bonos emitidos varían en cuanto a interés anual y plazo de reintegro del capital invertido, pero en general van de los tres a los cinco años con un interés anual de entre 7,75 y 9,25%.
Sólo una muy pequeña porción de bonos se colocaron a plazos más largos, de entre 12 y 15 años.

El Ministerio de Finanzas de Guatemala anunció una próxima subasta de bonos del Tesoro, que se llevará a cabo en estos días, probablemente entre hoy y mañana.

Las autoridades guatemaltecas estimaron que debido a la crisis el país dejará de percibir unos 7.000 millones de quetzales (846 millones de dólares) en concepto de impuestos que se cobran a la población, ahora muy castigada por la falta de empleo y el alto porcentaje de parados.

Esto reduce drásticamente la recaudación fiscal y obliga cada vez más a la emisión de nuevas series de bonos.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies