Continúan las ayudas a los distintos sectores de la economía europea. Ahora le toca al lácteo

Esta crisis económica global que todavía están atravesando en mayor o menor medida todos los países de Europa y del resto del mundo, afectó a todos sectores productivos, financieros y comerciales, sin hacer ninguna excepción.

Por estos días la Comisión Europea con sede en Bruselas, Bélgica, decidió proponer la concesión de una ayuda directa de casi 300 millones de euros (280 millones para ser más exactos) a los ganaderos de los países de la Unión Europea que se dediquen a la industria lechera.

Esta propuesta, previamente a la implementación, debería ser aprobada por los ministros de Agricultura de los países miembro en la reunión que se llevará a cabo el próximo mes de noviembre.

En declaraciones a la prensa la comisaria europea para asuntos agropecuarios Mariann Fischer informó que esta suma se encontraba en el remanente del ejercicio presupuestario que finalizó el 16 de octubre, hace apenas unos días.

Este dinero para la industria láctea se distribuyó de acuerdo a la producción de cada país en la última campaña. España, que produjo 5,9 millones de toneladas, recibirá en el reparto casi 12 millones de euros de esta ayuda a los productores lácteos.

En su conjunto, la Unión Europea tuvo una producción real de 137 millones de toneladas, que se vió afectada en parte por los inconvenientes que tuvieron muchos productores por efectos de la crisis, ya sea para la compra de insumos o el financiamiento en maquinarias y adelantos tecnológicos necesarios para la explotación lechera.

De acuerdo a los cálculos primarios realizados, la ayuda directa sería de dos euros por tonelada, por lo que si tenemos en cuenta que la media de explotación es de 250 toneladas, supondría unos 500 euros por productor.

Este dinero podría ser adelantado por los gobiernos de los Estados miembros hasta tanto se produzca efectivamente la distribución de esta ayuda de acuerdo a los parámetros mencionados.

Todas las organizaciones agrarias europeas, si bien consideraron exigua la ayuda, coincidieron en afirmar que es una ayuda necesaria en medio de la grave crisis que atraviesa el sector, aunque también aclararon que con parches que tapen agujeros en el momento no se solucionará el problema a largo plazo. Esto sólo se logrará con políticas de expansión a futuro que aseguren la supervivencia del sector a pesar de las eventuales crisis que se produzcan.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies