Las empresas privadas de Estados Unidos disminuyeron el número de despidos en octubre

De acuerdo a datos que dio a conocer la empresa de análisis de mercado Automatic Data Processing (ADP), las compañías privadas de los Estados Unidos dejaron sin empleo durante octubre de este año a 203.000 personas, la que se constituye en la cifra más baja en casi un año y medio, el tiempo que esta crisis económica global que tuvo su origen en ese país lleva entre nosotros.

A pesar de la noticia, el dato resulta algo superior a lo que se esperaba, pero igualmente contribuyó a mejorar el ánimo de los inversores de Wall Street.

Las cifras oficiales generales de desempleo van a ser difundidas por el Departamento de Trabajo estadounidense muy posiblemente este fin de semana, y es esperado con muchas expectativas en todos los ámbitos económicos porque en cierta forma reflejará la verdadera marcha de la crisis.

Los especialistas en el tema están previendo que las cifras indicarán una subida de 0,1% en el índice de parados, llevándolo al 9,9% y convirtiéndolo en el más alto del último cuarto de siglo.

ADP confirmó también que las cifras de octubre resultaron muy inferiores a las de setiembre, cuando el sector privado norteamericano eliminó 227.000 puestos de trabajo, por lo que no es osado suponer que el ritmo de destrucción de empleo se está tomando un respiro, que se espera sea duradero y definitivo.

En lo que va del 2.009, el peor mes fue marzo, cuando se perdieron casi 750.000 empleos, sin contar, como en ninguno de los casos, el sector público ni el agrícola.

Haciendo un rápido análisis de acuerdo a los sectores productivos que entran en las estadísticas, en el de servicios se perdieron 86.000 empleos, en el de producción de bienes desaparecieron 117.000 puestos de trabajo, de los cuales 65.000 correspondieron al subsector manufacturero.

Si por el contrario observamos el sector financiero, un poco la clave de toda esta crisis que todavía sacude al mundo, la pérdida de empleos fue de 18.000 personas más con respecto al mes anterior, presentando la particularidad de llevar 23 meses consecutivos contratando mes a mes menos gente.

Todas estas cifras hablan a las claras de la actual incertidumbre en el mercado laboral estadounidense, y no son pocos los que creen que pasarán todavía muchos meses para que la situación se estabilice y se conozca el verdadero resultado de esta crisis en el campo laboral.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies