Según el Banco Central de la República Argentina, el país crecerá como mínimo el 3% en el 2.010

En declaraciones que hizo el pasado sábado a la agencia noticiosa Reuters, el residente del Banco Central de la República Argentina, Martín Redrado aseguró que para el año próximo las estimaciones de crecimiento del PIB tienen un piso del 3%, debido sobre todo a la creciente demanda que hay en el mundo de las exportaciones argentinas, sobre todo en materia alimenticia.

Al ser consultado acerca de las declaraciones del primer ministro británico Gordon Brown sobre la implementación de un arancel a las transacciones financieras, Redrado consideró que una medida de esas características podría resultar muy difícil de ser puesta en práctica e incluso ser contraproducente para los fines que persigue en un principio.

Esa fue al parecer la respuesta de la administración central de la presidenta Cristina Fernández sobre la propuesta que se diera a conocer en la reunión de ministros de finanzas y banqueros centrales del G-20 que se llevó a cabo en Escocia.

Pero volviendo a la situación de Argentina en estos momentos de crisis global, el pronóstico de Redrado es todavía algo superior a la estimación que el gobierno hiciera en setiembre de este año, y que preveía para el año próximo una subida del PIB del 2,5%.

Para el presidente del BCRA la economía argentina “está respondiendo bien a la política monetaria y fiscal y los precios mundiales de los alimentos están en un nivel bastante elevado, lo cual resulta beneficioso para la balanza comercial del país”.

En un momento dado de la entrevista se le volvió a consultar sobre la propuesta que hizo Gordon Brown, y que al parecer ha causado revuelo en los medios financieros internacionales.

Al respecto Redrado opinó que dicha propuesta “es ligeramente diferente al llamado impuesto Tobin sobre transacciones de cambio, ya que es más pequeña pero en teoría abarcaría un abanico más amplio de acuerdos”.

Para Redrado el arancel Tobin es un concepto interesante que circuló por décadas en las principales escuelas de economía de todo el mundo. Pero lo que está proponiendo Brown es algo distinto que debe ser evaluado cuidadosamente, ya que en principio veía varias dificultades en su implementación, y que llegado el caso podría ser contraproducente y hasta actuar con consecuencias inversas a aquellas para las que fue puesto en marcha.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies