Hay señales de que el desempleo está cayendo en los Estados Unidos

En la última semana del pasado año 2.009, la cantidad de trabajadores en los Estados Unidos que solicitó el seguro por desempleo alcanzó el nivel más bajo de los últimos 17 meses.

Este hecho, quizás hilando demasiado fino, podría interpretarse como una señal de que en los tramos finales de esta crisis económica global que tuvo al mundo a maltraer, el mercado laboral estadounidense está comenzando a recomponerse después de muchos meses de una fuerte contracción.

El Departamento de Trabajo de la administración de Barack Obama informó en los últimos días de diciembre que los primeros pasos para tramitar las solicitudes de subsidio por desempleo cayeron en 22.000 pedidos hasta alcanzar la cifra de 432.000 en la semana terminada el 26 de diciembre, frente a las 454.000 que se habían tramitado la semana anterior.

Todos los especialistas y analistas en cuestiones laborales consultados coincidieron en afirmar que los datos que se dieron a conocer quizás en un intento de hacer más llevaderas las fiestas de fin de año, reflejaban una leve mejoría en el ámbito laboral pero también advirtieron que esos datos podían estar seguramente influenciados por cuestiones estacionales que no aseguraban que la mejoría pudiese prolongarse a lo largo del tiempo.

Robert Macintosh, el economista jefe de Eaton Vance Corp, con sede en Boston, aseguró que los datos difundidos concuerdan con una percepción generalizada de una lenta y más o menos sostenida recuperación del mercado laboral norteamericano.

Según su punto de vista, las cifras son las que todo el pueblo está esperando ver, pero éstas no significan de modo alguno que se haya ya salido definitivamente de la zona de riesgo.

Lo cierto es que el panorama laboral en los Estados Unidos está mostrando señales de mejoría después de dos años consecutivos de fuertes caídas en el índice de empleo, lo que va en paralelo a los parámetros que indican que la economía del país se recupera lentamente luego de una profunda recesión.

Quizás diciembre haya marcado el punto de inflexión de una curva más que preocupante, cuando los datos finales indiquen si ese fue el primer mes en dos años en que en los Estados Unidos se crean más empleos que los que se destruyen.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies