Ben Bernanke tiene complicada su reelección en la Reserva Federal

El presidente de la Reserva Federal de los Estados Unidos, Ben Bernanke, tuvo problemas en el Congreso estadounidense al perder el apoyo para su reelección de parte de los congresistas republicanos, que son los mismos que lo llevaron al puesto que hoy ocupa durante la administración de George Bush.

Esto preocupa y mucho a los círculos que giran en torno a Wall Street, en momentos en que el país está saliendo de la crítica situación por la que atravesó como consecuencia de la crisis económica global.

Ahora es el Senado el que en la práctica tiene los mecanismos necesarios para que Bernanke pueda seguir al frente del Banco Central más poderoso del mundo por cuatro años más.

La nueva postulación debe ser aprobada por unanimidad al regreso del receso navideño el 19 de enero, pero son muchos los senadores que no están demasiado conformes con la actuación de Bernanke durante los peores momentos de la crisis.

El líder de los republicanos, Richard Shelby, opinó entre amigos que Bernanke “ no hizo absolutamente nada hasta que fue demasiado tarde”.

Se le reprocha al presidente de la Fed no haber previsto nada de lo que sucedería con la crisis hipotecaria del 2.007, y haber sido en consecuencia en parte responsable del desastre que vino después.

Ya Shelby se había opuesto al nombramiento de Bernanke hace cuatro años, porque afirmaba que sólo iba a continuar con la política de Alan Greenspan, opinión que era compartida por la mayoría de sus compañeros de la bancada republicana.

Varios republicanos se burlan de la afamada revista “Time” que consideró a Bernanke el personaje del año pasado, afirmando que sólo puede ser considerado así por la inmensa cantidad de desaciertos que cometió.

Opinan con sorna que premiar a Bernanke es como felicitar al Capitán del Titanic por no haber visto el iceberg que provocó el hundimiento de un gigante comparable a los Estados Unidos.

Es opinión generalizada de los republicanos, que alguna vez apoyaron al hoy en desgracia Bernanke, que es imprescindible un cambio de mando en la Reserva Federal para que guíe correctamente el proceso de recuperación de la crisis, en lugar de correr el riesgo de volver a caer en ella.

Habrá que esperar hasta después del 19 de enero, pero todo parecería indicar que la suerte de Ben Bernanke ya está echada.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies