Algunas muestras de apoyo puntuales de la UE a Grecia tranquilizan a los mercados europeos

El Comisario Europeo de Asuntos Económicos, Joaquín Almunia y el presidente del Banco Europeo, Jean Claude Trichet, dieron algunas pequeñas señales que impulsaron nuevamente al euro y le devolvieron a los nerviosos mercados europeos una parte de la calma que habían perdido ante la preocupante situación de Grecia y su efecto dominó de contagio.

Por un lado Trichet adelantó su regreso desde Australia, donde asistía a una reunión de presidentes de Bancos Centrales, de forma de poder asistir el próximo jueves a la reunión de líderes de la Unión Europea, con lo que se estima que en el “horno” de la UE se está gestando un plan de salvataje para la nación helénica.

Por su parte, Joaquín Almunia aseguró que Grecia recibirá en Bruselas el apoyo de los líderes de la UE, siempre y cuando se comprometa a cumplir con su parte en el trato.

Estas declaraciones son lo más cercano que estuvo cualquier alto funcionario de la UE en manifestar su apoyo a Grecia para poder rehacer sus maltrechas finanzas y dar apoyo a su gobierno.

Almunia manifestó con énfasis que de ninguna forma las autoridades griegas deben suponer que el apoyo se consigue de manera gratuita.

“La UE tiene los instrumentos necesarios como para asegurar el apoyo a cambio del cumplimiento de compromisos claros en el sentido que Grecia está asumiendo seriamente sus responsabilidades”.

Existe una fuerte tensión en los mercados europeos a la espera de lo que sucederá en Bruselas, en particular en la Eurozona, y esa tensión tiene que ser disminuida con firmeza, decisión y coordinación en los pasos a seguir.

Al ser consultado al respecto, Almunia no quiso entrar en detalles sobre las declaraciones que efectuó unos días atrás, en las que comparó la situación de España con la griega.

Ante la al parecer inminente ayuda que recibirá el gobierno griego, el euro ganó posiciones frente al dólar, al situarse en los mercados mundiales en 1,374 dólares por cada unidad de la divisa europea. También se valorizó frente al Yen, la otra moneda mundial considerada de referencia.

Con estas medidas, los mercados se tomaron su segundo día de respiro después de la desastrosa semana anterior, en espacial de la bolsa española, que vivió su mayor caída semanal en casi un año.

También se recuperaron en parte las bolsas de Grecia y Portugal, los otros dos países cuyas economías han sido puestas seriamente en dudas en las últimas semanas.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies