La canciller de Alemania está jaqueada por los liberales

La canciller de Alemania Ángela Merkel tuvo que desacelerar en su plan de ayudas europeas a Grecia, al ser duramente criticada por sus socios liberales del FDP en el gobierno alemán y ante el temor de la gran mayoría de los alemanes de que esas ayudas al pueblo griego deberían salir indefectiblemente del erario alemán, con las negativas y obvias consecuencias para el pueblo germano.

Se llegó incluso a poner sobre la mesa de negociaciones la posibilidad de que Grecia tenga que ser expulsada de la Eurozona en caso de no poder resolver sus acuciantes problemas financieros.

La decisión de Merkel de resistir las presiones de sus pares europeas para ayudar a Grecia fue recibida con beneplácito por la prensa conservadora y el FDP.

Encuestas realizadas en los últimos días por las más prestigiosas encuestadoras de Alemania muestran que el 71% de los consultados se declaraba en contra de ayudar a Grecia con dinero alemán.

El ministro de Relaciones Exteriores y líder liberal Guido Westerwelle, le salió hace apenas unas horas al paso a las declaraciones de su propio partido de sacar a Grecia de la Unión Monetaria Europea. Aseguró que Grecia sabe perfectamente que goza de la solidaridad europea, pero que no tiene un cheque en blanco en sus manos, al menos de parte de los contribuyentes alemanes. Pero al mismo tiempo deslizó que en un futuro podrían ser necesarias nuevas ayudas al gobierno griego para que salga de esta crisis casi terminal.

Por su parte el ministro de hacienda alemán Wolfgang Schäuble se reunió la semana pasada con representantes del grupo parlamentario democristiano y también dejó abierta la posibilidad de nuevas ayudas en efectivo a Grecia. Afirmó que la legislación europea “es más flexible de lo que el gobierno alemán creía al principio con respecto a las ayudas entre países de la Eurozona”.

A punto tal ha llegado la preocupación de la prensa y el pueblo alemán en general, que la página web del diario conservador Die Welt abrió el pasado fin de semana durante horas su sitio con un título en letras de molde tipo catástrofe que decía “Indignación por las ayudas a Grecia”.

Este diario considera que Merkel pudo impedir que la indujeran a contravenir la norma europea que prohíbe a un Estado asumir la deuda de otro.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies