En los Estados Unidos se está tratando de presionar a la moneda común europea

La Reserva Federal de los Estados Unidos tomó una decisión por cierto inesperada en las actuales circunstancias y subió los tipos de descuento.

Esto hizo que los mercados de divisas europeas se movieran bajo una fuerte presión, de acuerdo al análisis de los entendidos en el tema.

El euro podía cambiarse a la apertura del mercado de Fráncfort a 1,3475 dólares por unidad, lo que constituye el nivel más bajo desde mayo del año pasado. Finalmente cerró a 1,3616 dólares.

La subida del tipo de descuento que llevó a cabo la Fed fue tomada como una muestra amenazante hacia el euro y logró que se el dólar se revitalizase en forma importante, incluso frente al yen.

Estas medidas son tomadas por los analistas como el inicio de la retirada de las medidas extraordinarias que le permitieron a la banca estadounidense sobrellevar y sobrevivir a la crisis global que se inició en su propio país y luego se extendió a todo el mundo.

La sorpresa alcanzó también a los principales mercados
europeos, ya que si bien se sabía que tarde o temprano medidas de esta índole se iban a comenzar a implementar, sobre todo después del categórico anuncio de Ben Bernanke de hace alrededor de una semana, éstas llegaron antes de lo previsto, puesto que la idea generalizada era que se implementarían durante la reunión de la Fed prevista para los primeros días de marzo.

En el caso particular de la Bolsa de España, abrió en rojo y mantenía sus pérdidas después de un par de horas de sesión, aunque mostró síntomas de recuperación hacia las primeras horas de la tarde, momento en que su principal indicador, el Ibex-35, caía un muy leve 0,07%.

En el resto de Europa se podían observar situaciones disímiles en cierta forma pero semejantes en cuanto a lo pequeño de las variaciones: París caía un 0,30% al tiempo que Fráncfort subía un 0,14%.

Otra consecuencia importante de las medidas tomadas por la Reserva Federal Estadounidense era la baja de los valores de las materias primas, derivada del abaratamiento del precio del petróleo y los metales por la subida del dólar.

Antes de conocerse la noticia, Wall Street cerró con subidas leves inferiores al 1%, mientras el Dow Jones cotizaba a la baja con una caída cercana al 0,5% hacia la media tarde española.

A pesar de todos estos cimbronazos, la Fed aclaró que la subida del tipo de descuento no implica de ninguna forma subida de los tipos de interés, que continúan en un bajo histórico.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies