El gobierno español está decidido a reducir aún más el déficit en dos años

La presión que están ejerciendo los mercados europeos es muy intensa, y entre otras consecuencias traerá el hecho de que España tendrá este año y el 2.011 que apretar un poco más las clavijas.

Es así que la ministra de economía Elena Salgado anunció a sus colegas europeos reunidos en Bruselas que la administración de José Luis Rodríguez Zapatero había decidido un recorte adicional del déficit para el presente año y el próximo.

El ahorro adicional para este año será de 5.000 millones de euros, y el del año que viene de 10.000 millones, de acuerdo a los anuncios oficiales.

La medida fue consensuada el pasado domingo junto con el resto de los socios de la Eurozona, con el fin de dar señales de austeridad a los mercados y evitar así un ataque sin cuartel a las economías de los Estados miembros.

En el caso de España, el ajuste adicional va a provenir esencialmente de recortes de gastos y de inversión, aunque al momento de dar detalles más específicos las explicaciones son bastantes confusas.

Deberá el gobierno decidir ahora cómo se reparten el sacrificio las distintas áreas, el que deberá sumarse a los 5.000 millones de euros que ya se recortaron en Febrero.

Recordemos que en aquella ocasión fue la inversión la gran damnificada por el ahorro, con el Ministerio de Fomento al frente de la lista de los que se vieron perjudicados por las medidas.

Ahora hay que comenzar nuevamente a pensar en las partidas que se verán recortadas en esta ocasión, lo cual parece a priori que será bastante más complicado que la vez anterior, pues todos los departamentos gubernamentales ya ajustaron sus cuentas al máximo y el margen que queda para nuevos recortes se va haciendo casi inexistente.

Sin tomar en cuenta los nuevos recortes anunciados, el déficit previsto para este año era del 9,8% del PIB español, y el del año próximo del 7,5%.

Ahora, con el anuncio de Salgado los números van a quedar previsiblemente en 9,3% y 6,5% respectivamente.

Pero todavía queda un paso muy importante y complicado por dar por el Ejecutivo, ya que el presidente del Gobierno deberá hacerse presente el próximo miércoles ante el pleno del Congreso de los Diputados de España para dar amplios detalles del plan gubernamental para reducir el déficit público.

Además Rodríguez Zapatero deberá informar a los Diputados la actual situación de los mercados financieros luego del feroz ataque de los especuladores en las últimas semanas.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies