La Bolsa de España va de récord en récord: ahora tuvo la mayor subida de su historia

Las medidas de excepción que fueron anunciadas en la madrugada del lunes por los ministros de economía de la Unión Europea para proteger al euro y la decisión que no estaba en los planes de nadie de que el Banco Central Europeo adquiriese bonos de los países tuvo, como era lógico suponer, una reacción sin precedentes en la Bolsa de España y en la de la mayoría de los países de la región.

Así es que el selectivo Ibex 35 cerró el lunes la jornada con una subida en las cotizaciones promedio del 14,43%, en lo que es la mayor subida en sus 18 años de historia. Recuperó así el nivel de los 10.306 puntos y con esto le bastó para colocarse al tope de las ganancias que se produjeron en el sector financiero de toda Europa.

Quedó de esta forma muy ligeramente por debajo de los 10.422 puntos que tenía a la hora de iniciar las operaciones el lunes de la semana anterior.

Pudo notarse fácilmente la euforia con que el mercado recibió el acuerdo entre las naciones de la UE después de la debacle de las últimas cinco jornadas bursátiles, jornadas en las que la Bolsa de España cayó hasta un nivel de 9.000 puntos, en lo que fue la peor semana desde la quiebra de Lehman Brothers y se debió a la salida total de cauce de la deuda griega, con el consiguiente peligro de contagio a otros países con dificultades de la misma índole aunque de magnitudes muy distintas, como es el caso de España y Portugal por citar sólo dos ejemplos.

Ahora el acuerdo alcanzado pone a disposición de los Estados con problemas en sus deudas públicas la escalofriante suma de 750.000 millones de euros, que serán aportados por el resto de los Estados miembros en conjunto con el Fondo Monetario Internacional.

Otro punto de extrema importancia lo constituye el hecho de que el BCE instó a los Bancos Centrales de los países de la Eurozona a comprar bonos para colaborar en la consolidación de las ganancias.
Varios funcionarios del BCE explicaron que estas medidas sin duda neutralizaron el temor de los inversores y la volatilidad cambiaria de hace apenas unos días.

Habrá que ver cómo se desenvuelven los hechos en los próximos días, para confirmar si estas medidas adoptadas tienen alcance a largo plazo o sólo se trataron de un paliativo del momento para salir del paso, aunque todo parece indicar que esta fabulosa inyección de divisas debería calmar los ánimos de todos.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies