A pesar del terremoto Chile vuelve a crecer a muy buen ritmo

A pesar de los efectos negativos que en estos últimos meses tuvo sobre la economía de Chile el devastador terremoto que asoló su territorio, la actividad económica chilena subió un 4,6% en comparación interanual con el mismo mes del 2.009.

Estos datos dados a conocer por las autoridades del Banco Central de Chile confirmaría las versiones de un inminente incremento de la tasa clave de interés.

En la expansión que sufrió la actividad económica chilena tuvieron mucho que ver el mayor movimiento y dinamismo que se notó en sectores como el comercio, gas, electricidad y comunicaciones. La subida de estos sectores compensaron en buena medida la caída que sufrió la producción industrial.

Todos los parámetros que se manejan actualmente parecen indicar que de a poco se van superando los efectos del terremoto del 27 de febrero de este año, que provocó daños que en su momento fueron estimados por el gobierno de la por entonces presidenta Michelle Bachelet en no menos de 30.000 millones de dólares.

Otro signo de que los efectos del terremoto y posterior Tsunami van quedando atrás lo da el hecho de que la variación desestacionalizada del Indicador Mensual de Actividad Económica (Imacec) del mes de abril subió un 8,2%, una cifra inusual para la actualidad económica no sólo chilena sino mundial.

El conocido economista chileno Cristóbal Doberti afirma que “la economía local comienza a recuperarse después de los daños producidos por el terremoto y maremoto de febrero de este año, lo que impulsaría a la actividad económica a subir alrededor del 5% en este 2.010 que comenzó de la peor manera posible pero se va recuperando lentamente”.

Las cifras que dio a conocer el Banco Central superaron ampliamente las estimaciones de un sondeo de Reuters, cuya media había arrojado una subida interanual del 2,5% y un 4,7% en términos desestacionalizados.

Los guarismos obtenidos dan cuenta de una gran capacidad productiva post-terremoto, y pronostican una clara tendencia alcista para la Tasa de Política Monetaria (TPM) en el corto plazo de no menos de 25 puntos básicos.

La tasa clave de la economía permanece en 0,5% desde mediados del año pasado, pero el Banco Central de Chile ya anticipó su decisión de iniciar un alza gradual del tipo rector debido al mayor dinamismo mostrado por la actividad económica del país.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies