Unasur evalúa mecanismos para minimizar efectos de la crisis global actual y de futuras crisis

Por estos días los representantes de todos los Bancos Centrales de los países que forman la Unión de Naciones Suramericanas (Unasur) se encuentran en Quito, la capital de Ecuador, para discutir los mecanismos más convenientes a fin de que la región pueda evitar los efectos de las crisis financieras internacionales que eventualmente vuelvan a producirse, y que provoquen los descalabros económicos a nivel global que trajo aparejados la que se desató a fines del 2.008 en los Estados Unidos.

Las primeras declaraciones a los múltiples medios periodísticos que cubren la reunión fueron dadas a conocer por el presidente del directorio del Banco Central de Ecuador, anfitrión de la reunión, el Licenciado Diego Borja.

Borja dijo que en la II reunión de representantes de los Bancos Centrales de Suramérica que se inauguró el pasado lunes, se continuará con la discusión de los mecanismos y herramientas de integración financiera que se vienen impulsando en Latinoamérica desde hace ya varios años.

Concretamente en este cónclave, el Unasur va a dialogar sobre el futuro del Banco del Sur y el Fondo Común de Reservas de la región, en alusión a la utilización en algunas naciones del Sistema Único de Compensación Regional (Sucre), que forma parte también del nuevo andamiaje arquitectónico financiero regional, aunque todavía no se haya puesto en funciones en varios países latinoamericanos.

Recordó también la reciente reunión de Cartagena de Indias en Colombia, donde el tema principal de discusión fueron los nuevos sistemas de blindaje financiero, habida cuenta de que para la mayoría de los economistas latinoamericanos la crisis global “todavía no ha finalizado”.

Ahora en Quito quizás las discusiones más importantes van a girar en torno a los nuevos mecanismos financieros que deberán ponerse en práctica para evitar que la región pague los costos de una crisis de magnitudes descomunales que no ha provocado pero cuyas consecuencias debe sufrir.

En cuanto al fondo común de reservas, dijo que ya en el año 2.009 Ecuador tomó la decisión de utilizar internamente sus reservas en vez de tenerlas en el exterior sin poder hacer uso de ellas para beneficio de todos los ecuatorianos en el momento cúlmine de la crisis.

Después de haber tomado esa decisión, los resultados demostraron que el rendimiento de esos recursos aplicados a la economía local era nueve veces superior al rendimiento que hubiesen tenido de haber permanecido en el exterior.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies