Francia revé el crecimiento 2.011 a la baja y prepara un ajuste de 10.000 millones de euros

En los últimos días el presidente de Francia reunió en su residencia veraniega en la Costa Azul a un reducido Consejo de Ministros pertenecientes al área económica para comenzar a dar forma a un “austero” presupuesto para el año próximo de cara a la difícil situación que por efectos de la crisis económica global está pasando el país galo.

Al encuentro asistieron el primer ministro FranÇois Fillon, la ministra de economía Christine Lagarde y el encargado de la cartera de presupuesto FranÇois Baroin.

Ya el Elíseo anunció que se rebaja en medio punto su previsión de crecimiento para el año próximo y lo lleva al 2%. Reiteró que se implementarán las medidas necesarias para bajar el déficit público por debajo del 6% del PIB ese mismo año, para lo cual se confirmó que se suprimirán 10.000 millones de euros en exenciones fiscales que en principio se tenían previstas.

Un calificado vocero presidencial anunció que después de una subida del PIB del 0,2% en el primer trimestre, se ha registrado otra todavía más importante del 0,6% en el período abril/junio.

El empleo se vio mejorado con la creación de casi 59.000 nuevos puestos de trabajo en el curso de todo el semestre. Por todo esto se mantienen intactas las previsiones de una subida del PIB francés del 1,4% para todo el 2.010, y no son pocos los funcionarios que auguran un crecimiento todavía mayor de la economía gala.

Si se cumplen estas metas, no es improbable que el crecimiento para el 2.011 alcance el 2%, levemente inferior al 2,5% calculado inicialmente y al que el Fondo Monetario Internacional había calificado como “demasiado optimista”.

Sin embargo la situación de Francia sigue contrastando con la de Alemania, donde el Ministerio de Finanzas elevó considerablemente las previsiones para este mismo año hasta el 3% anual.

Esto se debe principalmente a que al cálculo primitivo de una subida del PIB del 1,4% para todo el año le sobrevino un crecimiento de la economía alemana del 2,2% en el segundo trimestre.

Los ministros de economía de ambas potencias de la Eurozona tendrán ocasión de analizar la situación en forma conjunta cuando el ministro francés viaje a Berlín hoy para estudiar juntos el presupuesto del año entrante.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies