Piden la presencia de más países emergentes en el Consejo del FMI

El secretario general iberoamericano Enrique Iglesias reclamó a través de declaraciones a agencias noticiosas en la ciudad de Buenos Aires que haya “una mayor presencia de representantes de los países emergentes en el Consejo Ejecutivo del Fondo Monetario Internacional, teniendo en cuenta el nuevo poder económico de estos países en el mundo”.

De esta manera Iglesias respaldó las vehementes reivindicaciones que hicieron los países emergentes en la última asamblea general del FMI, en la que criticaron el sistema de cuotas vigente para poder determinar el poder de voto en el consejo del organismo multilateral, compuesto en estos momentos por veinticuatro miembros.

Iglesias se lamentó de situaciones como por ejemplo el hecho de que haya pequeños países europeos que en la actualidad tienen más poder de voto que China, una nación que está asomando como nueva potencia mundial en todo sentido.

“Este modelo, tal como está planteado, es muy difícil que funcione” se lamentó Iglesias al inaugurar el Congreso Mundial de Ingeniería que se celebra en la capital de la República Argentina.

En la actualidad el Consejo Ejecutivo del FMI está formado por veinticuatro directores ejecutivos que representan a los 187 países miembros y por cuya decisión se aprueban o no los préstamos a los países, amén de tomar las decisiones cotidianas que se presentan cada día en el manejo del Fondo.

La queja de las naciones emergentes se basa en el hecho de que el actual sistema de votos dio lugar a que países cuyas economías no tienen suficiente peso en el concierto mundial, como podría ser el caso de Bélgica o Dinamarca, estén “sobrerepresentados” en el consejo, mientras que otras naciones, como es el caso de China o Brasil, por citar sólo algunos de los más importantes emergentes, tengan poco poder de decisión.

Iglesias basa su pedido en el obvio hecho de que la crisis global que todavía sacude al mundo necesita para su solución de “decisiones globales”, por lo que a su criterio resulta imprescindible que los nuevos poderes que están irrumpiendo en el mundo actual tengan una representación de mayor envergadura en el “horno” donde se cocinan las decisiones del FMI.

Los países de Latinoamérica y Asia deben a su juicio estar sin ninguna duda más y mejor representados en el Consejo Ejecutivo.

El FMI puede ser considerado como el “gran Banco Central del mundo” y no puede ser que naciones cada día más importantes no estén presentes a la hora de tomar decisiones que involucren la marcha de la economía mundial.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies