La Asamblea Nacional de Cuba analizó los resultados del 2.010

La Asamblea Nacional del Partido Comunista de Cuba celebró el miércoles pasado la segunda y última sesión ordinaria del año, analizando el plan de reformas que comenzó con el gobierno de Raúl Castro, hermano del mítico Fidel Castro además de los resultados económicos de este año 2.010 a punto de finalizar.

El martes se habían realizado las comisiones previas a la Asamblea, el Parlamento unicameral cubano, con el fin de darle forma al presupuesto nacional para el año entrante.

Durante el transcurso de la Asamblea del miércoles, el presidente Castro pronunció el acostumbrado discurso que anualmente se lleva a cabo para esta oportunidad, y que se hicieran famosos por su extensión en las épocas en las que el gobierno era ejercido por su hermano Fidel.

El Parlamento cubano se reúne dos veces al año, y tradicionalmente la segunda reunión del mes de diciembre es utilizada por el presidente para debatir los índices económicos del país, los que este año tomaron una gran relevancia por los profundos cambios y ajustes anunciados por el Gobierno.

La primera reunión parlamentaria se celebró el pasado 1º de agosto, Raúl Castro hizo anuncios referidos a la ampliación del trabajo por cuenta propia y la reducción progresiva de las abultadas plantillas estatales, las dos medidas más relevantes del plan de reformas económicas que ratificará en abril el gobernante Partido Comunista en su VI Congreso.

Desde principios de diciembre el pueblo cubano debate en forma popular y masiva, con asambleas en barrios y centros de trabajo, el llamado “Proyecto de lineamientos de la política económica y social”, que servirá de base para las deliberaciones del Congreso del Partido Comunista del mes de abril.

Se debaten las reformas diseñadas por el gobierno de Raúl Castro para hacer frente a la grave situación por la que atraviesa la isla desde la caída del régimen soviético, que se ha venido agudizando con el correr de los años.

Sin dejar de lado la base socialista del régimen imperante en Cuba, los ajustes suponen la ampliación de la iniciativa privada en la isla, la reducción del empleo estatal, la eliminación de subsidios sociales excesivos, la flexibilización del mercado inmobiliario o la aplicación de un nuevo régimen tributario, entre otros aspectos.

Se recuerda la reunión extraordinaria del pasado 7 de agosto a pedido del ex presidente Fidel Castro que marcó su reaparición en la Asamblea después de 4 años debido a la enfermedad que lo llevó a alejarse de la presidencia y cederla a su hermano menor.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies