Petroleras extranjeras reclaman dinero a Ecuador

Dos compañías petroleras extranjeras que trabajaban en suelo de Ecuador, Perenco de Francia y Burlington de los Estados Unidos, le reclaman al gobierno de ese país el pago de 400 millones de dólares a cada una aduciendo la ruptura del contrato de explotación, en el marco de la demanda internacional que presentaron contra los ecuatorianos.

Estas informaciones fueron dadas a conocer por el ministro de Recursos Naturales no Renovables Wilson Pástor.

Pástor informó de este hecho en una entrevista en Madrid con el diario ecuatoriano El Universo, agregando además que en la primera parte de este mes de marzo que comienza va a tener lugar una audiencia en el Centro Internacional de Arreglo de Diferencias Relativas a Inversiones (CIADI) en la ciudad de Washington. Allí se espera fijar la jurisdicción del Tribunal que entenderá en ambas demandas.

Las dos empresas demandantes formaban hasta que se produjo la ruptura con el gobierno de Ecuador un consorcio que se hacía cargo de la explotación de los bloques petroleros 7 y 21 y el campo unificado Coca Payamino.

El gobierno ecuatoriano canceló los contratos en julio del año anterior bajo la supuesta causa de haber suspendido sus operaciones durante 30 días sin motivos justificables.

Perenco, una de las compañías involucradas, ya había anunciado en el año 2.009 que iba a detener sus actividades en señal de protesta por la aplicación de una Ley que establece el pago al Estado de una parte de las ganancias extraordinarias que se producen por la subida del precio del crudo en el mercado internacional.

Al poco tiempo la compañía acudió al CIADI, donde reclamó un monto de 400 millones de la moneda estadounidense como resarcimiento.
El ministro explicó que “en estos casos las empresas intentan sacar el mayor provecho en las negociaciones, pero nosotros creemos que esos montos resarcitorios probablemente no existan porque se ha incumplido la Ley. Aún en caso de llegarse a un acuerdo, estaríamos hablando de una cifra mucho menor a la solicitada”.

Después del problema con Perenco, el gobierno ecuatoriano renegoció todos los contratos con las petroleras privadas, algunas de las cuales optaron por abandonar la explotación petrolera en el país.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies