Los grandes fondos de inversión extranjera acaparan la Bolsa española

En la actualidad el 75% del dinero que se negocia diariamente en la Bolsa de España proviene de los fondos de inversión del extranjero que operan en ella.

Son grandes inversores institucionales que entre dichos fondos de inversión, planes de pensión y aseguradoras tienen en sus manos y manejan más de 50 billones de dólares en todo el mundo.

En el caso particular de España, en el año 2.007 la participación foránea en la compra-venta de valores en la Bolsa fue del 62%. En abril del 2.010 esa participación llegó al 75,06%, de acuerdo a datos revelados recientemente por revistas especializadas.

Ahora bien, estos fondos de inversión pueden ser de dos tipos: los más estables, que se manejan más a la defensiva que como especuladores agresivos y que invierten en activos seguros y empresas solventes.

Pero están también los más agresivos, que entran en compañías para tomar un papel activo y participar en su manejo con un solo y único objetivo, que es hacer subir los precios de las acciones de esas empresas.

Todos estos fondos están teniendo cada vez más peso en la Bolsa española, que básicamente expresa los intereses de estos grandes fondos de inversión, lo que en principio no debería parecer negativo si su comportamiento tuviera una visión justa y equitativa de la situación y por ende de la inversión.

Pero esto no es siempre así y muchas veces prevalecen los comportamientos especulativos de algunos de estos fondos, con resultados las más de las ocasiones que poco tiene que ver con políticas sociales y sólo buscan una obtención rápida de beneficios.

Para mencionar algunos de los grandes inversores estables y “serios” con mayor presencia en la Bolsa de España podemos mencionar a la estadounidense BlackRock, que es hoy en día la mayor gestora del mundo, y es a su vez accionista de muchas de las grandes empresas españolas, como Telefónica, BBVA, Gamesa, Banco Santander y otras.

Otros importantes inversores internacionales de gran presencia en España son los alemanes Allianz y Deka Bank, los franceses BNP Paribas y Lyxor, los suizos Credit Suisse y UBS y los estadounidenses Invesco, State Street y Vanguard.

Aquellos inversores más agresivos que juegan a hacer subir el precio de las acciones son los llamados “Hedge funds” activistas. Tienen una presencia muy importante en las Bolsas de los Estados Unidos y el Reino Unido, pero todavía en España han actuado poco.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies