Los alemanes tratan de captar ingenieros españoles para llevar a su país

Los días 8 y 10 de junio próximos la Oficina Federal de Empleos de Alemania va a llevar a cabo dos actos en Madrid y Barcelona para intentar captar jóvenes y prometedores ingenieros españoles para que trabajen en tres empresas alemanas, de acuerdo a lo que informó su Central de Tramitación de Empleo en el Exterior (ZAV).

En ambos encuentros, se pondrán en contacto directo a las tres compañías alemanas, dos medianas y una muy importante, con jóvenes universitarios desempleados que dominen además la lengua germana. En todos los casos las ofertas de trabajo son concretas y para comenzar a trabajar en el corto plazo.

A cada uno de los encuentros serán invitados alrededor de 20 ingenieros seleccionados con anterioridad de acuerdo a su perfil y las necesidades de las empresas. También estarán presentes los máximos representantes de las empresas alemanas, aunque sus nombres todavía no han trascendido por desconocerse de cuáles empresas se tratan.

Philipp Rösler, el ministro de Economía de Alemania, aseguró a medios españoles que lo consultaron que Alemania “debe recurrir a la fuerza de trabajo cualificada exterior, algo que no constituye una amenaza sino una fuente de riqueza”.

Ya desde el mes de enero de este año la prensa alemana aseguró que el gobierno federal de su país estudiaba facilitar la contratación de ingenieros españoles desempleados para resolver aunque sea en parte el déficit alemán de profesionales especializados. Las autoridades de Berlín sopesaban la posibilidad de extender esta propuesta a otros países del sur y el este de Europa, en especial a las naciones que más afectó el desempleo durante la crisis económica global.

Entre los países favoritos para ir a buscar profesionales se situaban España y Portugal, porque la preparación de sus jóvenes profesionales es muy buena y los trámites emigratorios dentro de la Unión Europea son mínimos.

Alemania dice que necesita alrededor de 140.000 ingenieros, especialmente en el terreno de la ingeniería y las telecomunicaciones, de forma tal de poder seguir sustentando su crecimiento económico, todavía anormal para la mayoría de los países de la región.

Al parecer, y como sucedió en otras épocas en los principales países emergentes, son ahora los profesionales de varios países europeos quienes dejan sus países en busca de mejores horizontes laborales.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies