CiU y CEOE ya adelantaron que no apoyarán la reforma propuesta por el Gobierno

Josep Antoni Duran Lleida es el portavoz de CiU en el Congreso de España. Y ya adelantó que su grupo no va a apoyar la reforma de la negociación colectiva debido a que el borrador que presentó el Gobierno constituye una propuesta a la que calificó de “desequilibrada”, lo mismo que afirma la CEOE, y totalmente insuficiente ya que no tiene en cuenta varias iniciativas importantes que habían acordado en su momento los sindicatos y la patronal.

Duran Lleida explicó en declaraciones periodísticas que el documento presentado no toca el tema del absentismo, no habla de ligar los salarios a la productividad y no se hace cargo como debería del tema de las mutuas.

Aseguró el portavoz que el contenido del documento no es “ni lo que se esperaba ni lo que se necesita” en estos momentos en el mercado laboral español. Coincidió con la CEOE en que se recogen más las propuestas de los sindicatos que las de los empresarios.

Por su parte el presidente de la Confederación Empresarial Valenciana y candidato a la presidencia de la patronal autonómica de la Comunidad de Valencia, José Vicente González, también desestimó por completo el contenido del borrador presentado ya que considera que “no contesta a la pregunta esencial, que es cómo ser más productivos y eficientes en el ámbito laboral español”. Agregó que “si la flexibilidad interna se llega a reducir al 5% de las horas de convenio, esto apenas se podrá aplicar a 85 horas al año, lo que es un disparate”.

Tampoco estuvo de acuerdo en el hecho de que las federaciones sindicales negocien los convenios colectivos de las pequeñas empresas que carezcan de representante sindical.

En tono de sorna aseguró que “al instalador eléctrico de Alaquás, que no tiene más de cinco empleados, lo único que le falta en las actuales circunstancias es tener que sentarse a negociar un convenio”.

El actual presidente de la patronal provincial de Valencia de pequeñas empresas, Salvador Navarro, tampoco ahorró palabras en sus críticas a la sindicalización de las pymes, aduciendo que en estos momentos “sólo nos falta cargarnos de burocracia”.

El secretario general de Femeval, la patronal provincial del metal, manifestó que debe lograrse como sea la flexibilidad laboral, asegurando que el gran problema de una inmensa mayoría de empresas en todos tiempos es que “los pedidos llegan de un día para el otro después de haber tenido a la plantilla sin hacer nada durante semanas.

Debe haber una mínima flexibilidad porque de lo contrario el coste de las horas extras termina absorbiendo todos los beneficios empresariales”.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies