Los banqueros parecen vivir en el mundo del revés

Los altos directivos de la banca internacional pareciera que no se han dado cuenta de que el mundo está todavía atravesando la crisis económica global tal vez más grande de la Historia. Al menos en lo que se refiere a sus salarios.

Es que el sueldo de los banqueros subió en promedio el año pasado un 36%, de acuerdo a un estudio realizado por el prestigioso diario económico “Financial Times”.

A la cabeza de la lista de los banqueros mejor pagos del mundo se encuentra el consejero delegado del JP Morgan, Jamie Dimon, cuya retribución se incrementó en quince veces con respecto a lo que había ganado el año anterior, es decir el 2.009, también en plena crisis. Alcanzó así una retribución de 21 millones de dólares.

Otros directivos que subieron sus ingresos desmesuradamente en el 2.010 fueron Lloyd Blankefein, de Goldman Sachs (14,1 millones de dólares) y ya en terreno europeo Frédéric Oudéa, del Société Génerale, que ganó casi 2,5 millones, un 50% que en el 2.009.

En la misma tabla de “banqueros ricos” pero en el otro extremo se encuentra el español Francisco González cuyos ingresos, a pesar de haber sido de casi 8,1 millones de dólares, se redujeron un 10% comparados con los del año anterior, aunque de cualquier forma se encuentra entre los diez primeros por orden de ganancias.

John Stumpf, de Wells Fargo, vio caer sus ingresos un 6%, aunque con sus 17,6 millones de dólares le alcanza igual para ser el segundo banquero mejor pago del mundo a pesar de haber perdido el primer lugar que ostentaba en el 2.009.

Estos análisis, que fueron hechos por la consultora Equilar, muestra que a pesar de la subida de los sueldos de este ejercicio, todavía se encuentran por debajo de los niveles precrisis internacional, cuando las ganancias en algunos casos como el de Blackfein llegaron a los 70 millones de dólares en el transcurso del año 2.007.

Merece destacarse en “defensa” de los banqueros que catorce de los quince ejecutivos incluidos en este informe aceptaron el año pasado primas en efectivo y en acciones frente a sólo seis que lo habían hecho en el 2.009.

Paradójicamente, los ingresos de los Bancos en los que trabajan estos directivos sólo crecieron una media del 2,9%, debido tanto a las malas condiciones del mercado internacional como a las reformas que se hicieron en el sistema regulador del sector bancario a nivel global.

Pese a todas las críticas, los banqueros mejor pagos del mundo rechazan de plano las acusaciones de haber “vuelto a las andadas”.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies