El gobierno español sigue “acusando” a los Bancos por la crisis inmobiliaria

La administración de José Luis Rodríguez Zapatero sigue cargando contra los Bancos en España, censurando el papel que el sector financiero tuvo en la tristemente famosa burbuja inmobiliaria.

Entre los principales referentes que han salido a hablar sobre el tema está el ministro de Fomento, José Blanco, quien aseguró textualmente que “hay hipotecas que en ningún caso se tenían que haber dado”.

Y en los últimos días también han hecho declaraciones el vicepresidente y candidato a las próximas generales Alfredo Pérez Rubalcaba y el propio ministro de Trabajo Valeriano Gómez.

En entrevistas periodísticas que concedió, el ministro Blanco acusó a las entidades financieras de no haber analizado bien los riesgos de muchas hipotecas, criticando la política bancaria de obtener la mayor cantidad de hipotecas a cualquier precio, como el que ahora se está pagando.

Lo concreto es que se estaba alimentando un proceso de endeudamiento masivo del cual en el presente se están pagando las consecuencias: que haya millones de españoles que no puedan pagar sus hipotecas y pierdan así sus viviendas.

A tal punto llegan las críticas del ministro que se atrevió a asegurar que hubo muchos créditos hipotecarios otorgados que no se podrían haber continuado pagando aunque no hubiese comenzado la crisis financiera internacional.

También cargó contra el Banco de España, asegurando que éste falló en los controles de la concesión masiva de hipotecas. “Si la tasación está por encima del valor real, si además le ofrecían dinero para irse de vacaciones y comprarse una moto”, todo daba lo mismo.

Siguió Blanco con sus afirmaciones alegando que las reflexiones que estaba haciendo deberían servir para aprender de los “errores del pasado” y no volver a cometerlos. “Quien no asuma su parte de culpa en todo este descalabro, pues se estará equivocando de cabo a rabo, ya que quien promovió esta situación y llevó a un endeudamiento masivo de familias alguna responsabilidad debe tener en el tema”.

Abogó también por la aplicación de nuevos impuestos a la banca, si no ahora, que el PSOE y haga planteamientos para el futuro en su programa electoral.
Estas palabras de Blanco se ponen en línea con las de varios integrantes del Gobierno en los últimos días, sobre todo en cuanto a los sueldos millonarios de los responsables de la banca en un momento en que se le está exigiendo austeridad a toda la sociedad española.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies