Los dos principales Bancos de España, entre los más solventes de Europa

A pesar de numerosos factores que confluyen como para que la situación en España y en toda Europa sea muy mala, como el hundimiento del sector inmobiliario, la baja de la rentabilidad de la deuda española y en general la falta de credibilidad en la economía toda, los Bancos Santander y BBVA, ambos de origen español, figuran entre los cuatro primeros puestos de solvencia de una larga lista de los 50 mayores Bancos de Europa.

Esta lista fue confeccionada por los analistas de Standard & Poors’s y sitúa a ambos Bancos españoles sólo por detrás del holandés Rabobank y el británico HSBC.

Son éstas sin dudas buenas noticias para el Santander y el BBVA, sobre todo en días donde su cotización en la Bolsa de Madrid volvió a operar a la baja, con caídas cercanas al 2% en ambos casos.

S&P destaca que el BBVA supo sortear bien la crisis financiera y económica global, mientras que es más que previsible que el Santander también resista con soltura la turbulencia actual de los mercados financieros internacionales.

En la lista de Bancos y entidades financieras europeas a la que hacíamos referencia, Caixabank ocupa el 12º puesto con perspectivas estables, el Banco Sabadell se ubica en el puesto 34 y Bankia y Popular en los lugares 40 y 41 respectivamente.

Pero no es menos cierto que la perspectiva global de S&P para el conjunto del sistema bancario europeo está bastante lejos de ser positiva, ya que continúa el círculo vicioso en el que se mueve todo el sistema desde hace tiempo. La caída en la economía provoca desconfianza en los inversores, esto se traduce en una baja en la financiación de los mercados y esta falta de crédito frena la muy incipiente recuperación por el escaso margen de crédito a las empresas.

Para terminar de redondear el “negro” panorama, S&P cree que la recuperación en toda Europa no se producirá si antes no lo hace el sector bancario, por ahora muy estancado.

“Si la Eurozona recae en recesión, esperamos que las pérdidas crediticias se incrementen de nuevo. La magnitud de las pérdidas dependerá de la profundidad y duración de la recaída”, asegura textualmente la agencia en un informe sobre el sector bancario europeo difundido hace un par de días.

Las perspectivas para el conjunto de los Bancos europeos son débiles para el resto del 2.011 y todo el 2.012, a pesar de algunos muy puntuales indicios de mejoras en las últimas semanas, pero que resultan totalmente insuficientes como para poner nuevamente la rueda de la economía en marcha.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies