Gas Natural se abastecerá en Estados Unidos por dos décadas

Terminadas las negociaciones que se iniciaron en el mes julio del año pasado entre Gas Natural Fenosa y la compañía estadounidense Cheniere, la empresa española anunció la firma de un contrato por el cual comprará 5.000 millones de metros cúbicos de gas al año, alrededor del 15% del consumo total de España durante los próximos 20 años.

El contrato firmado es por un importe de entre 890 y 1.100 millones de euros anuales y fue calificado por las autoridades de la gasífera española como “uno de los mayores contratos firmados de suministro de gas natural licuado (GNL) con libertad de destino”.

Hoy en día el mayor contrato de suministro de Gas Natural Fenosa lo tiene firmado con la empresa argelina Sonatrach, aunque en este caso se trata de hidrocarburos canalizados por gasoducto, es decir por tuberías.

Lo cierto es que el contrato que se anunció en las últimas horas da cuenta del gran cambio que se registró en los Estados Unidos a consecuencia del descubrimiento de yacimientos del llamado “shale” o gas no convencional por las técnicas que se usan para su extracción.

Gracias a este gas los Estados Unidos pasaron de ser el primer importador mundial a ser una nación exportadora.

Gas Natural Fenosa declaró en un comunicado que el gas adquirido a la empresa estadounidense Cheniere, por tener libertad de destino, podrá ser comercializado en la cuenca del Atlántico y en la del Pacífico, por lo que espera sacar un buen provecho de la materia prima en el mercado mundial.

Rafael Villaseca, el consejero delegado de Gas Natural Fenosa, afirmó que las tratativas llevaron más de un año y finalmente arribaron a buen puerto.

A su vez Chemiere, para poder atender satisfactoriamente sus compromisos contraídos, como otro contrato de suministro de gas con la compañía inglesa BG, está construyendo otra planta de licuefacción en el Estado de Luisiana. Esta planta entrará en funciones previsiblemente en el año 2.017, por lo que se estima que será para esa fecha que GNF recibirá las primeras entregas del fluido.

La explotación de “shale” está alcanzando en los Estados Unidos cifras realmente estremecedoras. Se abren pozos por miles y el país, que consume anualmente 646 miles de millones de metros cúbicos de gas dejó de importar el fluido para pasar a exportarlo. Y los estudios realizados estiman que el gas no convencional disponible es de alrededor de 35 billones de metros cúbicos.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies