Descartan los miniempleos en la reforma laboral española

Al parecer y de acuerdo a todos los indicios, la propuesta que hace unos quince días dio a conocer el presidente de la patronal Juan Rosell de tratar de combatir el paro con empleos con un salario de 400 euros mensuales más 150 euros de cotizaciones va a “morir” antes de ver la luz.

Fátima Báez, la nueva ministra de Empleo y Seguridad Social, dijo hace el martes de la semana pasada que el partido gobernante, el PP, no tiene previsto incluir los que se dieron en llamar “miniempleos” en la reforma laboral.

La ministra hizo estas declaraciones unas pocas horas antes de entrevistarse precisamente con Rosell, en lo que fue la inauguración oficial de los encuentros con los agentes sociales. Al día siguiente se produjo la reunión con los líderes de los principales sindicatos UGT y CC OO, Cándido Méndez e Ignacio Fernández Toxo respectivamente.

Báez, nueva responsable de Empleo en España, afirmó que está convencida acerca de que la patronal y los sindicatos van a llegar a un acuerdo que le facilite al Gobierno llevar adelante la reforma laboral.

Después de la apertura de la legislatura en el congreso, Báez dijo textualmente que “el acuerdo entre los distintos agentes sociales nos hará la tarea más fácil”. Y aseguró que prefiere un acuerdo aunque éste sea parcial entre la patronal y los sindicatos antes que tener que llevar adelante una reforma “por decreto”.

La entrevista entre Báez y Rosell de acuerdo a trascendidos de la propia patronal, fue meramente protocolar y se abordaron por encima los problemas que en la actualidad atraviesan sobre todo las pequeñas y medianas empresas españolas.

Recordemos que en su discurso de investidura el pasado 19 de diciembre, el actual presidente del Gobierno español Mariano Rajoy no precisó la reforma laboral que planea llevar adelante, la que debe estar aprobada en el transcurso de la primera quincena de enero.

Lo que sí sugirió es un proceso de abaratamiento del despido al momento de defender el contrato único y señalar que a su juicio la indemnización por despido en España es muy elevada. El plazo que Rajoy les dio a los agentes sociales para que presenten loa acuerdos a los que han arribado es hasta el próximo 7 de enero.

Y Báez confirmó los dichos de su “jefe” al asegurar que el “tiempo apremia” a tan sólo cinco días de haber asumido su cargo.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies