Pérdida de trabajo autónomo en prácticamente toda España durante el 2.011

Durante todo el año 2.011 se produjo una sensible pérdida de empleo autónomo en toda España salvo en Canarias, Comunidad que consiguió ganar 840 nuevos emprendedores, una cifra no demasiado alta pero sí significativa frente al preocupante panorama general.

En total cerca de 33.000 autónomos dejaron de cotizar a la Seguridad Social en todo el año pasado, con lo que la cifra de afiliados a su régimen especial, el RETA, quedó en 3.071.669 personas.

En un informe de la organización de autónomos ATA, su presidente Lorenzo Amor aseguró que la caída de afiliados entre el colectivo fue, en el año 2.011, inferior a la de 2.010 y 2.009. Lo cierto es que mientras que el año pasado la caída relativa en el número de autónomos que cotizaban al RETA fue del 1%, en el 2.010 fue del 1,8% y en el 2.009 del 4,7%.

Debe dejarse en claro que además de Canarias, de la debacle de negocios autónomos que se produjo el año pasado se salvaron también las ciudades autónomas de Ceuta y Melilla, las que subieron el número de trabajadores por cuenta propia en la “simbólica” cifra de 68 y 97 cotizantes respectivamente, un 2,3 y 3% de aumento frente a las cifras del año anterior.

En cuanto a la región española que en valor absoluto encabezó la pérdida de empleo autónomo se encuentra Cataluña, que registró poco más de 7.600 bajas (-1,4%), seguida de la Comunidad Valenciana con 4.130 afiliados menos (-1,3%) y Galicia con 3.143 emprendedores menos, un -1,4%.

Las menores caídas en cuanto al número de trabajadores correspondieron a La Rioja y Cantabria, con 368 y 569 autónomos menos.

Si la comparación se lleva adelante por porcentajes, en términos relativos, fue la Comunidad de Murcia la que más trabajadores autónomos perdió en todo el 2.011con una caída del 2,4%, seguida de las Baleares con una caída del 1,8% al igual que Navarra.

En el extremo opuesto de la lista, Andalucía y la Comunidad de Madrid fueron las dos regiones que menos bajaron la cantidad de autónomos en cifras relativas, con sendas caídas de 0,5 y 0,3% respectivamente.

No es un hecho menor que, comparado por género, el ritmo de destrucción de empleos autónomos entre los varones fue casi 15 veces superior al de las mujeres. El número de cotizantes varones cayó en el 2.011 un 1,5% mientras que las mujeres autónomas sólo lo hizo en un 0,1%. Así los hombres concentraron poco más del 95% de la pérdida total de autónomos durante al año pasado.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies