En el 2.012 esperan otro retroceso en el empleo

La caída del mercado laboral en España parece no encontrar fondo. Los conocedores del tema aseguraban que en el 2.011 la situación iba a empezar a revertirse y lo concreto es que terminó peor que en el 2.010.

Los índices económicos se enfriaron de tal manera que la economía volvió a contraerse. Y como una consecuencia directa de este hecho está la cuenta que esta situación le pasó a los empleos. Esto se comprueba fácilmente conociendo que la Seguridad Social perdió desde el mes de agosto pasado casi 2.700 afiliados diarios.

Y si miramos para adelante lo único que se ve se parece más a una tormenta de arena que a un cielo límpido.

No se esperan mejoras para este año y el paro, aunque parezca imposible, casi seguramente se agravará, aumentando la cantidad de uno de cada cinco españoles sin empleo a pesar de la intensa búsqueda del mismo. Sólo un cambio radical de timón o un hecho milagroso harán que España no termine el 2.012 encadenando su quinto año consecutivo de destrucción de empleos.

Ángel Laborda, el economista que dirige el panel de coyunturas de Funcas, cree que España va a estar en recesión todo el 2.012, y el empleo va a continuar cayendo y mucho.

Funcas recoge las previsiones de los principales servicios de estudios del país, y éstos vaticinaban en noviembre del 2.011 una caída media de la ocupación para este año de alrededor del 1,2%, con una tasa de parados del 22,2%, un 0,6% más que en la última encuesta de población activa (EPA).

Y créase o no, desde entonces el panorama empeoró todavía más. El déficit público subió hasta el 8%, la rueda del crédito no se echó a rodar y el ajuste fiscal va a ser mucho mayor al prometido por Rajoy en su campaña.

El economista jefe de Intermoney, José Carlos Diez, asegura que el proceso actual “será un paso atrás muy fuerte. No va a ser una simple recesión de inventario. Nunca se ha dado una recaída en la restricción de crédito tan fuerte”.

Todos los servicios de estudios consultados están revisando sus previsiones de noviembre, y no precisamente para mejorarlas. Según la mayoría de los cálculos, este año el paro se ubicará entre el 23 y el 23,5%, con la destrucción de otros 400.000 empleos.

Todo parece indicar que no hay forma de encontrar un ángulo de visión desde donde la situación española se vea definitivamente promisoria.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies