España, cerca del promedio de coste de despido de Europa

Hasta hace muy poco tiempo el despido de un trabajador en España resultaba un proceso fácil pero caro si se lo comparaba con la gran mayoría de los países de Europa.

Después de esta reforma laboral que ha trastocado todos los parámetros del trabajo en territorio español, la legislación española se aproximó bastante a la europea en cuanto a los costes, pero de cualquier forma no endurece las condiciones para despedir a un trabajador al nivel de otros países de la región que se toman como referencia, como es el caso de Alemania.

Lo complejo del proceso de regulación del despido en casi todos los países de la región permite hacer muchas conjeturas de acuerdo a cómo se comparen los mismos. Tal es así que, con las mismas normas en la mano, en las distintas naciones de la Eurozona varios estudios dan como resultado conclusiones opuestas sobre el alcance de la ley laboral.

Lo cierto es que ningún país contempla una indemnización tan elevada como la que hasta ahora regía en España en el caso de los despidos improcedentes, que era de 45 días por año trabajado con un máximo de 42 años computables. En Alemania, por ejemplo, esa misma indemnización es de hasta 18 meses de salario en el mejor de los casos para el despedido.

Posiciones similares se verifican en Francia, aunque sólo después de 24 meses de labor, y países proteccionistas como Suecia no preven indemnizaciones por despido, aunque las trabas para despedir a un trabajador superan largamente a las hasta ahora vigentes en España, siendo la protección por desempleo mucho más completa.

Pero dejando de lado los distintos modos de interpretar la Ley, las conclusiones a las que se arriba cambian radicalmente con ejemplos concretos. En el informe que cada año da a conocer el Banco Mundial acerca de la facilidad de las empresas para realizar negocios, el conocido “Doing business”, se concluye que en el año 2.012 las compañías españolas abonarán a los trabajadores despedidos una indemnización media de 15 semanas de salario, un poco más que en Alemania, con casi 12 semanas.

Lo que sí es muy distinto es el pago por preaviso, que en España es de apenas dos semanas, una cifra muy inferior a la de la mayoría de sus vecinos.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies