Apuran las subastas del Banco de Valencia y Catalunya Caixa

Las subastas del Banco de Valencia y de Catalunya Caixa, dos entidades financieras que están intervenidas por el Banco de España, se van a acelerar de una manera pronunciada en los próximos días, de forma tal que el Estado español pueda salir de su accionariado. Estas noticias fueron adelantadas en las últimas horas por el ministro de Economía Luis de Guindos.

El titular de la cartera económica de España aseguró textualmente que “es importante acortar los plazos de aquellas entidades financieras que han tenido más dificultades”, recordando en esas circunstancias que el objetivo del Ejecutivo es acelerar en cuanto sea posible el saneamiento de los balances de las entidades bancarias, al mismo tiempo que incentivar los procesos de consolidación financiera de las mismas.

El ministro De Guindos recalcó de una manera muy enfática que ya casi no quedan Cajas de Ahorro en España, debido a que éstas se transformaron paulatinamente en Bancos durante el actual proceso de reestructuración financiera. Esto incidió en el hecho de que las Cajas hayan sufrido con más intensidad los efectos de la crisis económica porque originariamente contaban con menor riesgo inmobiliario.

Así es que las ayudas brindadas en varios sentidos al sector financiero tanto por la administración anterior de José Luis Rodríguez Zapatero como por la actual de Mariano Rajoy se centraron preferentemente y en forma natural en las Cajas de Ahorros, entidades de por sí más vulnerables en el actual y muy complicado entorno económico español.

En la misma ronda de declaraciones, el ministro de Economía descartó de plano la posibilidad de que España recurra al fondo de rescate europeo con el fin de acelerar la reestructuración y saneamiento de todo el sector financiero.

“Esta propuesta está totalmente descartada y de hecho no hubo ninguna propuesta formal desde ningún país de Europa en este sentido”, recalcó De Guindos.

El ministro de Economía dio como un hecho seguro la aprobación por parte del Eurogrupo de un acuerdo para ampliar la dotación del fondo de rescate desde los 500.000 millones actuales a 750.000 millones de euros. También es muy probable que suban los recursos que proceden del Fondo Monetario Internacional (FMI).

Se busca con estas medidas que Europa tenga disponibles los instrumentos que permitan convencer a los mercados de que los ataques especulativos no tienen posibilidades de tener éxito. Es lo podríamos considerar un “ataque disuasorio”.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies