¿Será España el único gran país europeo en recesión en el 2.013?

Los países de la región centro de Europa al parecer escaparán de la recesión en el transcurso de este año. Y esta es una diferencia importante con las naciones del sur del continente, cuyas dificultades económicas seguirán y corren serio riesgo de prolongarse en el tiempo.

Estas son las previsiones regionales de Standard and Poors’s (S&P), las que también afirman que España va a ser el único de los grandes Estados que forman parte de la Unión Europea que mantendrá su crecimiento negativo incluso en el año 2.013.

Los analistas especializados en Europa auguran que la suave recesión actual se va a mantener quizás hasta finales del tercer trimestre de este año, y después comenzará una recuperación económica igualmente muy leve hacia finales del 2.012 y durante el próximo año.

También se espera que la economía global de la Eurozona se estanque, con lo que las principales potencias como Alemania y Francia deberán compensar las caídas de los países del sur.

Los PIB tanto de España como de Italia se van reducir alrededor del 1,5% por la todavía gran debilidad de sus demandas internas y los fuertes ajustes presupuestarios. Las tasas de paro en ambas naciones rondarán, respectivamente, el 24% y el 9,2% de las poblaciones activas.

Durante el próximo ejercicio anual, la expectativa es de una recuperación de aproximadamente el 1% del PIB para el conjunto de los países de la Eurozona, pero desde ya se anticipa que España sería el único de los grandes países del grupo con una perspectiva de al menos el 1% de su PIB a la baja.

El economista en jefe de S&P para la región estima que en los próximos meses el principal motivo de inquietud será el agravamiento de la diferencia de las tasas de crecimiento entre los países periféricos del euro y los denominados “países centrales”.

En el caso particular de España, este economista destaca que actualmente el nivel de la deuda de las familias se mantiene bastante por encima de los niveles deseados, casi el 82% del PIB, una cifra muy similar a la del tercer trimestre del 2.011. En el caso de Italia esta deuda representa el 45% del PIB y en el conjunto de la zona euro el 65%.

Por el contrario, en el caso de Alemania la demanda interna se va a reforzar debido a las actuales muy buenas perspectivas de su mercado laboral.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies