Continúan las repercusiones acerca de la insólita sugerencia del FMI a España de rebajar un 10% los salarios.
Esta vez ha sido la Federación de Organizaciones de Profesionales, Autónomos y Emprendedores (OPA) quienes indicaron que una bajada de salarios agravaría aún más la situación de los españoles y perjudicaría las ventas de los autónomos y pymes.

El presidente de OPA, Camilo Abiétar indicó que “La recesión económica y la elevada tasa de paro están asfixiando al comercio, por lo que una reducción de los salarios como se plantea desde Bruselas agravaría aún más la delicada situación económica y perjudicaría seriamente el consumo al reducirse el poder adquisitivo de los ciudadanos”.

En contrapartida a la baja de salarios se plantea una puesta en marcha de un plan que permita mejorar la financiación e inyectar liquidez a los autónomos. Todo esto para tratar de recuperar el consumo interno que desde hace 3 años se encuentra en caída.

El aumento de las exportaciones por parte de las Pymes ha sido visto como una buena señal aunque por otro lado denuncia la incapacidad de las mismas de colocar su producción en el mercado interno.

Al respecto Abietár concluyó que “Si conseguimos darle salida a nuestros productos y hacemos que aumente el consumo nacional, el dinero volvería a estar en circulación y muchos negocios no se verían obligados, como única vía de escape, a vender sus productos en el extranjero o, en el peor de los casos, a cerrar sus puertas”.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR