juguetes

En Portugal surgió una interesante idea que consiste en alquilar juguetes en vez de venderlos.
Alugar para brincar” (Alquilar para jugar) es el nombre de este negocio. Ofrecen juguetes para niños de hasta seis años y la tarifa por mes es el equivalente al 20 % del valor del producto escogido en el mercado.

Por ejemplo una cocina de juguete cuesta 25 euros al mes, un caballito de madera 19 euros y una cama elástica 18 euros al mes.
En principio se pensó en alquilar por un mes, pero luego el tiempo fue cambiando.

Las creadoras del sistema defendieron el mismo indicando que “Es habitual que, cuando a un niño se le compra un juguete, éste se canse de él al cabo de poco tiempo, y con esta iniciativa se consigue evitar ese tipo de situaciones”.
La idea inicial era alquilar exclusivamente por Internet, pero rápidamente se dieron cuenta de que “los clientes no acababan de entender la idea o pedían aclarar algunas dudas”, por lo que decidieron ofrecer también la posibilidad de contactar por teléfono o incluso concertar una cita personal.

La empresa ha firmado acuerdos con hoteles para los huéspedes que viajan con niños y no quieren que sus hijos se queden sin jugar durante el fin de semana.

En lo que refiere al transporte de la mercancía es gratuito. Además aclaran que los juguetes siempre son limpiados a fondo y desinfectados antes de mandarlos a una nueva casa para que los disfruten otros niños.

Si el juguete se rompe es el cliente el que paga el 80% del valor en el mercado. Sin embargo, las dueñas del negocio aclarar que por ahora no se ha dado eso.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR