Francia y Alemania intentan crear una tasa para que la banca pague sus eventuales excesos

Los gobiernos de Alemania Y Francia están intentando crear algún tipo de tasa que regule el funcionamiento bancario y haga que en el futuro la Banca pague sus propios excesos.

Es por ello que le van a proponer a la Unión Europea la creación de instrumentos legales que obliguen en eventuales nuevas crisis a nivel internacional a las entidades financieras en problemas a financiar de su propio bolsillo las consecuencias de esas crisis por ellos originadas.

El gobierno alemán ya aprobó esta iniciativa como anteproyecto de ley y su idea es que comience a aplicarse, al menos en su país, este mismo año.

El ministro de economía alemán en representación de la canciller Ángela Merkel y su colega de Francia Christine Lagarde, que participó de la reunión del Consejo de Ministros del vecino país, presentaron en Berlín los primeros lineamientos de la nueva propuesta de ley.

De prosperar la idea de ambas potencias de la Eurozona y mundiales, el mecanismo a seguir sería algo así como proceder por ley a reestructurar o incluso a desmantelar a cualquier institución bancaria que esté en serios problemas para evitar que se expanda y contamine a todo el sistema. Ni más ni menos que una cirugía realmente mayor.

La clave de toda esta idea parece residir en aplicar una tasa anual a todos los Bancos, dinero que ingresará en un Fondo destinado exclusivamente a financiar, de presentarse el caso, las medidas anticrisis que sean necesarias y que la situación amerite. Como ya dijimos, estas medidas podrían llegar al desmembramiento total de la entidad afectada.

En Francia, por el contrario, los planes todavía no están tan avanzados, puesto que aún los franceses necesitan desarrollar sus propias propuestas y formas de acción.

Lo que sí es seguro es que Berlín apunta a abarcar con esta nueva tasa sólo a los Bancos, mientras que París estudia extender la responsabilidad de eventuales “terremotos financieros” a las Aseguradoras y los Fondos de alto riesgo.

El acuerdo entre franceses y alemanes parece haber llegado a un grado tal de sincronicidad, que el ministro de economía alemán señaló que si Francia o algún otro país de la UE toman la decisión de “ajustarle las clavijas” a los Bancos y entidades financieras en general, Alemania revisaría con gusto su ley para adaptarla a aquellas nuevas que sus vecinos vayan promulgando.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies